Categorías
Medio Natural Turismo

El Ullal de Baldoví

Hoy nos planteamos realizar una excursión para conocer el Ullal de Baldoví y poder descubrir un humedal con un importante valor en el Parc Natural de l’Albufera. Su proximidad a la Muntanyeta dels Sants nos permite visitar este pequeño roquedo que se convierte en un estupendo mirador sobre el conjunto de arrozales de Sueca, así como la montaña de Cullera.

El Ullal de Baldoví se encuentra en el término municipal de Sueca, en las proximidades de la Muntanyeta dels Sants de la Pedra. Dicho Ullal, junto al Ullal dels Sants, forma parte del área de reserva conocida como Na Molins.

Tomando como referencia el Faro de Cullera nuestra excursión se puede realizar en coche, a pie o en bicicleta. Se trata de un recorrido de 16 kilómetros que se puede realizar por las carreteras principales, sí lo hacemos en coche, y por caminos secundarios asfaltados o de tierra que discurren entre los arrozales.

En caso de realizar el trayecto en bicicleta y partiendo desde el mismo faro, tomamos la carretera CV-503 en dirección Valencia.  El carril bici desde el antiguo hotel Safi nos permite llegar hasta la tercera rotonda para girar en la misma en dirección Cullera. Nada más tomar esa dirección, tenemos a mano derecha el carrer Tirades.

camino acequia de Sant Llorenç

Una señalética ya nos marcará nuestro posible recorrido hasta el Ullal de Baldoví. El carrer Tirades es un camino asfaltado que discurre entre los arrozales y la acequia de Sant Llorenç. Se trata de un camino tranquilo, pausado y sin apenas tráfico donde contemplamos los cambios estacionales que tiene el arrozal a lo largo del año. De la sequedad y paisaje yermo de los meses de invierno hasta la intensidad clorofílica de los meses veraniegos.

Siguiendo el carrer Tirades llegamos hasta el cruce con el Camí de l’Altet donde seguiremos en dirección norte hacia Sueca. Avanzamos por este camino hasta llegar a la confluencia de la carretera que comunica Sueca con el Mareny Blau y donde se encuentra una fábrica de abonos agrícolas. Continuaremos junto a dicha fabrica por el camino del Polígono nº 36 ya divisando al norte y a lo lejos la Muntanyeta dels Sants. Si realizas la excursión en una bicicleta tipo MTB o Gravel, recomendamos un camino de tierra paralelo al camino asfaltado para llegar a las proximidades de la Muntanyeta del Sants.

Siguiendo por el camino asfaltado del Polígono nº36 llegamos al cruce con la CV-500 que comunica Sueca con el Mareny de Barraquetes.  Tomaremos un camino paralelo de tierra que nos permite llegar a la rotonda frente al polideportivo de Sueca desde donde parte el camino asfaltado que nos lleva a la cercana Muntanyeta dels Sants.

Al llegar a la Muntanyeta, bordearemos la misma por su ladera sur para llegar al cruce con el Camí dels Conquets donde tomaremos la dirección norte que nos señaliza que ya estamos en las proximidades del Ullal de Baldoví.

Con el uso intensivo agrícola desarrollado en el siglo XX, muchos de los ullals de l’Albufera han desaparecido o tuvieron una fuerte regresión. En el caso del Ullal de Baldoví, las ayudas recibidas en el programa LIFE de la Unión Europea han permitido recuperar este espacio tanto desde el punto de vista natural como recreativo, ya que permite a los visitantes realizar un recorrido por el mismo.

El termino Ullal (Ojos) hace referencia a manantiales de aguas dulces subterráneas con muy buena calidad que permiten la presencia de fauna y flora propia de humedal en un entorno modificado que en este caso corresponde a los arrozales.

Los Ullals  tienen dimensiones variables que se han visto afectadas por la explotaciones agrícolas del entorno y el uso abusivo del agua. Dentro del entorno de Na Molins, el Ullal de Baldoví tiene unas dimensiones más amplias que el cercano Ullal dels Sants. Así, el Ullal de Baldoví consta de una superficie de 3.000 metros cuadrados y una profundidad cercana a los 1,5 metros. Su forma es muy redondeada y la podemos contemplar desde el paseo existente en uno de sus bordes y desde alguno de los miradores que hay para contemplar las aves. La contemplación de las aves, sobre todo en los meses de transito entre Europa y África, nos permite conocer las distintas especies que utilizan estos espacios para el descanso y la alimentación.

Resulta interesante la visita a primeras horas de la mañana para escuchar, dentro del silencio de la zona, los movimientos de las distintas aves, destacando la garza como reina del entorno acompañada por las fochas, avetorillo o la cigüeñela. Se han introducido como especies acuáticas del Ullal a la gambeta y al samaruc así como al galápago europeo.

Después de nuestro recorrido por el humedal del Ullal de Baldoví, vale la pena que subamos los 27 metros de altitud de la Muntanyeta dels Sants para contemplar todo el paisaje de los arrozales, l’Albufera, el cordón litoral y la montaña de Cullera.


Una respuesta a «El Ullal de Baldoví»

Deja una respuesta